27 jul. 2020

«Las campanas gemelas» de Lars Mytting

Las campanas gemelas

«Las campanas gemelas» de Lars Mytting

Una novela histórica rompedora sobre cómo el pasado puede influir inesperadamente en el presente.

El tañido de las Campanas Gemelas de Butangen atraviesa su pequeño valle desde hace siglos como una atronadora señal de peligro. Estas campanas fueron forjadas según un molde hecho en recuerdo de las siamesas Halfrid y Gunhild Hekne. Todo lo que rodea su misteriosa historia, su sonido y el recuerdo de las hermanas parece cargado de la ominosa predicción de lo que está por venir.

Cuando en 1879 se instala en el pueblo un sacerdote recién graduado y a él le sigue el extraño enviado de una universidad alemana, la cual ha adquirido el conjunto de la iglesia, que va a ser desmontada, parece ser que, por fin, ese futuro llega a Butangen. Las Campanas Gemelas es una historia exuberante, casi palpable, sobre cómo las nuevas ideas se enfrentan a la memoria, la tradición y la leyenda y sobre el desgarrador deseo de entregarse a los tiempos modernos.

Datos técnicos
Editorial: Alfaguara (2020)
Nº de páginas:
Formato: Tapa blanda / Versión Kindle
ISBN: 978-8420435756
Precio: 19,85 € / 9,49 

Sobre el autor: Lars Mytting

Impresiones

Me dijeron que se trataba de un libro especial, incluso utilizaron el término “raro”. Como podrán imaginar, me lancé leer ese ejemplar de literatura nórdica de proyección internacional. No reparé en la sinopsis y asumí que se trataba de una novela de misterio de esas a las que tanta afición les tengo, aseveración refrendada por la imagen de la portada, la iglesia medieval de Budingen, uno de los iconos de arquitectura del país escandinavo que tan embelesado deja a quien la contempla.

Pues me equivoqué. No se trataba de una novela de intriga sino de un excelente relato en el que la mitología se funde a la perfección con la época en la que se ambienta la trama. 

Daré una pista. Un a princesa de Sajonia, asesorada por prestigiosos historiadores y arquitectos a sus órdenes se encapricha con los secretos de una Noruega desconocida, inexplorada por Europa, más atenta a las guerras que, en este caso, Prusia acometía en largas campañas que incluso resultaban lejanas en los fiordos que protegen los valles en los que vive Astrid, la verdadera protagonista de una historia muy bien contada, a veces lenta, cuya vida se ve unida de un modo irrefrenable a la existencia de dos majestuosas campanas de bronce fundidas con plata que fueron donadas por sus antepasados, los Hekne, por razones que rozan la leyenda. La iglesia que alberga a las dos gemelas es comprada y trasladada a Dresde, su nuevo hogar, y son precisamente las circunstancias que rodean esta mudanza las que nos conmueven y despiertan nuestras preguntas. Pero Halfrid y Gunhild Hekne no solo prestaron su nombre a los instrumentos que siempre han identificado a Budingen sino que las impregnaron de su espíritu, que aun vive ondeando al viento con su característico tañido, ese que no debe bajo ningún precio abandonar su cuna. 
Las campanas gemelas es un relato de lucha, de descubrimiento y de amores prohibidos en los que una niña consigue enamorar a la persona enviada para preparar la mudanza y el sacerdote que acaba de llegar a la comunidad para terminar de desterrar las costumbres paganas y los ritos ancestrales que aun perviven en Noruega durante el siglo XIX.

Quien pretenda encontrar un relato costumbrista puede quedar satisfecho a medias y quien, por el contrario, busque aventuras, quizás tampoco se sienta defraudado. Se trata de una novela peculiar (qué razón tenían quienes quisieron aconsejarme), pero contundente, pues sus cualidades esconden los tiempos lentos que terminan no siendo tales.

Y Astrid vivirá y sentirá cómo en sus entrañas se vuelve a repetir la historia que late en todo momento. Es quizás el tramo final el que termine por convencer al lector que estamos ante una gran novela, pensada para conducirnos hasta donde el autor se ha propuesto desde el principio, y entonces volveremos a hacernos preguntas y a plantear cuestiones éticas que nadie hubiera apostado por plantearse al principio.

Sobresaliente ejecución y notable planteamiento de una obra que bien podría convertirse en un referente de género (y por tanto repudiada por los disidentes del mismo).

Reseñado por Francisco Javier Torres Gómez

Si quieres hacerte con un ejemplar puedes hacerlo desde el siguiente enlace: Las campanas gemelas

No hay comentarios:

Publicar un comentario

Recuerda visitar nuestra política de privacidad. Esperamos tus comentarios