Últimas publicaciones

"La piscina" de Yoko Ogawa


Sinopsis

Aya es una adolescente cuyos padres dirigen un orfanato. Se siente desgraciada y sola, abandonada por sus progenitores, volcados en su misión. Su único placer consiste en acudir a escondidas todos los días a la piscina para espiar el cuerpo de Jun —un chico del orfanato— cuando efectúa sus saltos de trampolín… Este relato de una fascinación nos sumerge paulatinamente en una atmósfera mágica y perturbadora gracias a la descripción objetiva de la perversidad de unos seres inocentes y frágiles en busca de su propia identidad, divididos entre su deseo de pureza y de plenitud serena y su tendencia a la crueldad frente al otro.

Datos Técnicos

Editorial: Funambulista
Número de páginas: 101
Encuadernación: Tapa blanda
ISBN: 9788493985561
Año de edición: 2012
Precio: 9,50€

Sobre el autor: Yoko Ogawa

Impresiones

Este es sin duda un año dedicado a Yoko Ogawa, en lo que a lecturas se refiere, al menos en mi caso, pues esta es la quinta novela que leo de la autora en lo que va de año. Un texto breve cuyo título apenas desvela su contenido, aunque por qué no decirlo, un título muy apropiado

Aya es una joven que contempla cada día a Jun en la piscina, observa cada detalle de esos saltos que realiza, se fija en los pequeños cambios de su cuerpo y en la elasticidad que adquiere al tocar el agua. Jun parece ser el único aliciente de su vida. Y es que Aya es la única persona no huérfana que vive en el orfanato que dirigen sus padres, y en el que se siente sola, triste y por qué no decirlo, abandonada. Este hecho provoca en ella una serie de reacciones crueles y perversas sobre los más pequeños del Hogar Hikari.

Sin duda lo mejor de la novela es volver a reencontrarse con el estilo de la autora, con esa capacidad de observación de la psicología humana capaz de transmitir la personalidad y los sentimientos de los protagonistas sin caer en el recurso fácil de las largas descripciones. Y es que de nuevo, al cerrar la novela, nos damos cuenta de que no somos capaces de poner cara a ninguno de los personajes, pero sin embargo, los conocemos como si fueran amigos íntimos nuestros.

Con una prosa sencilla de tono intimista, la autora nos envuelve con un halo de tristeza que parece volver las imágenes que se van formando en nuestra mente en tonos de gris. Una prosa bella, muy cuidada y poética, que sin embargo resulta muy sencilla de leer, hasta el punto de poder garantizar que se trata de una novela que por su agilidad y por su corta extensión, se puede leer de un tirón.

De todas las novelas de Yoko Ogawa que he leído hasta el momento, me quedo con “La fórmula preferida del profesor”, por esa calidez que despierta en nosotros una historia tan triste como enternecedora, y también porque quizás sea la que más se adapta al gusto occidental. Con esto no quiero decir que no os recomiende la lectura de sus otras novelas, todo lo contrario, creo que es necesario que todo lector dé una oportunidad a esa Yoko Ogawa más nipona en su estilo.

En breve espero poder leer “La niña que iba en hipopótamo a la escuela” y cerrar así el ciclo de lecturas sobre esta autora. Y vosotros, ¿Habéis leído a Yoko Ogawa? ¿Os gusta la literatura oriental


Si quieres hacerte con un ejemplar, puedes hacerlo desde el siguiente enlace: La piscina (Los Intempestivos)